La directora de cine porno feminista Erika Lust da una charla en TED en la que habla sobre el porno tradicional y del por qué es necesario que existan más directoras feministas.


“Imaginen una mar de pornografía ¿Qué ven? Una mujer, rubia. Un vestido muy ceñido y los labios pintados de rojo. Pechos como sandías y una verga del tamaño de un semental”.

Así empieza Erika Lust su crítico relato sobre el porno que se ha estado haciendo hasta ahora, de hombres para hombres, para abrir una puerta a nuevas formas de hacer porno que tengan en cuenta a las mujeres.